miércoles, 23 de diciembre de 2009

92

Es que no tenía sueño
Era la noche
De lejos la ventana parecía un agujero negro
Fui, me acerqué

Todavía no llegaba cuando sentí miedo.
Fue total, bello

Casi estaba entera cuando vino,
toda unida yo por su baño.
Iba lento.

Sentí que alguien me esperaba al otro lado.
Que en alguna otra parte también era viernes
y que alguien tampoco podía dormir y llamaba.
Que iba a verlo.

Pero tuve que llegar y lamentarme.

Tanto espacio oscuro y solo
sin nadie,
tanta carencia de amar
me quitó hasta el miedo.

Me sentí nadie o el mismo agujero y
tuve que gritar

Llamé

Bien fuerte grité

¿Hay alguien ahí?

Volví a gritar

Cualquiera que escuche daba igual.

Alguien

Si mas extraño mejor

Si más alto
Si más pobre
Si más grande

Sólo extraño.
Tan extraño
como el agujero negro de la noche

Volví a gritar.

Tres veces, fueron tres veces y nada.
Nadie en ningún lugar.

Perfectamente imposible.

Lo constato.
Nadie.
Por ahora nadie.
Sigo llamando.

Soy además esta voz que llama siempre, no puede evitarlo.

5 comentarios:

  1. Ya llego, no seas impaciente..

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. jajajajaja!

    (y encima con ese nombre)

    ResponderEliminar
  3. Qué forma de expresarlo Karina, deberías escribir un relato corto, un cuento, me parece precioso y sé o creo saber muy bien lo que dices, pide otro para mi.
    Abrazos

    ResponderEliminar
  4. Feliz 2010 Karina.

    Un millón de besos.

    ResponderEliminar
  5. Feliz Año querida amiga, gracias por tus palabras, por tanto cariño, ahí estamos y como dice Pepe, resistiremos ¡ya lo creo¡
    Te quiero mucho, mil besos

    ResponderEliminar

Datos personales

Mi foto
Lo esencial se halla en la encrucijada entre nuestro sentido personal de vacío, la obstinación por aplacarlo y los vientos.

Haciendo radio

Haciendo radio
Click en la foto y están todos los programas de "Perras Negras" listos para oir.

Etiquetas

Seguidores